La edición numero 33 de los Premios Goya, los galardones del cine español, será recordada sobre todo por el discurso de Jesús Vidal, uno de los protagonistas de Campeones. Es que el actor conmovió a todos a la hora de agradecer su estatuilla como Mejor actor revelación.

"Señores de la Academia... han reconocido a un actor con discapacidad. Ustedes no saben lo que han hecho. Me vienen a la cabeza tres palabras: inclusión, diversión, visibilidad", comenzó el discurso del actor que solo tiene el 10 por ciento de visión.

Y, mientras el público se secaba las lágrimas, agregó: "Este trabajo representa también a mis nueve compañeros del equipo de los amigos. Compañeros, sin vuestra frescura, vuestra espontaneidad y vuestro talento, esto no hubiera sido posible".

"Mami, gracias por darme la vida. Gracias por dármelo todo. Porque hiciste nacer en mí el amor hacia las artes y porque me enseñaste a ver la vida con los ojos de de la inteligencia y del corazón. Te quiero todo", dijo sobre su madre.

"Don José Vidal Conde, mi padre, gracias por haber vivido. Gracias por luchar tanto por mí, porque eres la persona con más ternura del planeta sin pretenderlo y porque con solo una sonrisa cambiabas, y cambias, el mundo", agregó sobre su papá.

"Queridos padres, a mí sí me gustaría tener un hijo como yo, porque tengo unos padres como vosotros", finalizó Vidal al tiempo que todo el auditorio se puso de pie para ovacionarlo, notablemente conmovidos hasta el llanto.

Fuente: Rosarioplus.com