Myriam Bregman, candidata a diputada nacional de la Ciudad por el Frente de Izquierda Unidad estuvo, este jueves por la mañana, dialogando con Juan Amorín y el resto de los integrantes del programa Crónica anunciada de Radio Futurock.

“Es necesario que se debata. Si no nos repartimos en lugares cómodos. Si uno no está acostumbrada a ir a los lugres donde te hacen las preguntas previsibles podés debatir con cualquiera”, explicó.

Luego se refirió a su cruce con Milei en el momento en el que los candidatos podían elegir a otro para hacerle preguntas y el libertario prefirió montar un circo como el que nos tiene acostumbrado: “Fue él el que se asustó y no quiso hacerme preguntas”.

“No hay que naturalizarlo. Lo invitan a programas y el dejan decir cualquier cosa. Yo no. No sé con quien pensaba que iba a discutir. Yo no voy a permitir que me traten así. Ayer quedó expuesto. Perdió el debate. Cuando tuvo que defender eso que hacen cuando hacen sus actos y gritan ‘zurdos de mierda’ no lo hizo”, dijo.

Sobre su propia participación, Bregman consideró que tenía claro qué intereses quería representar.

“Santoro y Vidal fueron previsibles. Incluso podía ir adelantando lo que iban a decir”, dejó en claro. Y aclaró cómo en el punto de Educación la referente de Juntos eludió responder sobre las muertes de Sandra y Rubén cuando explotó una escuela durante su gestión en la provincia.