: "No se si el peronismo está perdiendo el olfato, si no que a lo mejor esta perturbado por ciertos olores que vienen del mundo de la comunicación.

No se si está bien la obsesión de informar primero y mal.

Creo que hay una influencia de los medios, pero con esa misma influencia el último presidente arraso en las elecciones. Los medios forman parte de una elección, son el mundo de los negocios.

Quizás nuestras opiniones sean producto de una manipulación que no sabemos como fue. Evidentemente es un momento muy difícil, con la pandemia en el medio, no es el mejor momento que le ha tocado al peronismo.

Hay que tener fe, tener convicción, mirarse al espejo y entender cuales son las causas que uno tiene que defender, quienes son sus amigos. Quizás otros defendieron sus posturas de mejor manera.

Hay un montón de circunstancias que es muy difícil establecer lo que paso en las elecciones.

Un gobierno que hace o que trata de hacer, debe hablar haciendo.

El profesional de la política debe construirse de modo diferente, no debería mandarse macanas. Hay que agarrarse de algún palo firme, buscar alguna firmeza, algo que no cambia tanto, que nos tranquilice, que nos haga mejores y pensar en el otro, la política es el otro. La gente piensa".