Por primera vez en tres años, se suspende el suministro de Gas Natural Comprimido (GNC) en localidades de la Provincia de Buenos Aires y La Pampa. La medida afecta a 130 estaciones de ambas localidades, a industrias y a pequeñas y medianas empresas.

Las empresas distribuidoras más importantes, Camuzzi Gas Pampeana, Metrogas y Naturgy, dejaron de proveer el combustible a estas estaciones y empresas con las que tenían un contrato “interrumpible”, ya que, de cara a la época invernal, privilegian el suministro a los domicilios particulares.

“Es algo que pasa todos los años. Cuando llega el frío se prioriza el consumo residencial por sobre el industrial y el GNC. Ahora hay un pedido del regulador, desde hace varios días, en rigor, de cortar el gas a estaciones de GNC y las industrias que tienen contratos interrumpibles”, señalaron desde una de las empresas.

El problema es que la válvula de provisión de GNC se suele cerrar en junio y julio, los meses más fríos del año, y no en mayo. Según las empresas, el menor flujo del gas natural se debe a una serie de factores:

al paro marítimo que afectó la actividad de los barcos regasificadores;

a las protestas de los trabajadores de la salud en Neuquén, que interrumpió la actividad en Vaca Muerta;

y a las condiciones climáticas adversas que retrasaron el ingreso de una embarcación que traía más gas.

La escasez de GNC comenzó la semana pasada en las provincias de Santiago del Estero, Tucumán, Salta y Jujuy. Luego se extendió a algunas zonas de Córdoba, Santa Fe y Cuyo. Ahora empezará a sentirse en la Provincia de Buenos Aires y La Pampa. La reducción del combustible todavía no afecta a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), pero no se descarta que la medida impacte en Capital Federal durante los próximos días.

Aumento del GNC

Además, este mes arrancó con una suba en el precio del GNC. El sábado 1 de mayo comenzó a regir un aumento del 30% para el gas comprimido que, sin embargo, sigue siendo la alternativa más económica respecto a la nafta.

Con esta suba, el precio pasó a costar unos $8 o $9 más, por lo que el metro cúbico de GNC cuesta, según la zona, entre $27 y $35. El incremento del gas natural vehicular se debe al aumento del gas en boca de pozo y a la negociación de nuevos contratos de abastecimiento entre las estaciones de servicio y las productoras o comercializadoras de gas.

Fuente: MinutoAR