En ese marco, Rozanski no se anduvo con vueltas y desplegó el cantaclaro para hundir trescientos mil metros bajo tierra a la impresentable y falsaria Heidi

Tweet de Carlos Rozanski

Fuente: Info135