"Prefiero no hablar porque no estoy bien", dijo Cabito en su único contacto con la prensa. Sin embargo, en su cuenta de Instagram pide urgente dadores de sangre 0 negativo, en el tercer piso del Hospital de Clínicas, en Hemoterapia.

El actor y periodista Cabito Massa Alcántara se encuentra internado en el Hospital Británico y no se conocen detalles de su estado de salud.

A mediados de marzo, el humorista había visitado Seres Libres, el ciclo de entrevistas de Gastón Pauls que se emite por Crónica HD, donde se refirió a la obesidad que lo llevó a pesar casi 200 kilos y a necesitar practicarse una complicada operación de bypass gástrico en marzo del 2017.

Eduardo Massa Alcántara, como es su verdadero nombre, de 51 años se encuentra internado “a la espera de un milagro”, según contaron desde su entorno al portal Teleshow de Infobae. 

El panorama es delicado ya que serían varias las afecciones que tiene, dijo otro allegado a la familia aunque destacó que de a poco los doctores le están “levantando la anemia” y que gracias a eso está “mucho mejor de ánimo”.

Su hermana, Alejandra escribió un conmovedor y desgarrador posteo: “Esta era mi familia feliz. Todos duermen menos yo, con un grito ahogado en el pecho y pensando si escribir esto y publicarlo está bien. A veces ni las palabras expresan el dolor de un corazón roto, me duele tanto que no lloro, no tengo hambre, no siento el cuerpo y parece una peli que jamás hubiera querido interpretar”.

“Si yo pudiera quitarte el dolor hermano querido, o hacer que no sufras por nada mi Sol (en referencia a su hija) bebé, dejarte tranquila sin preocupaciones má y volverte a la vida Lelita. Si lograra que mis amigos fueran felices y mis pacientes orgullosos de si mismos, que no hubiera rencores. Que todos fuéramos uno y supiéramos que en la vida que pactamos todo deja huella. Si yo pudiera con la magia y la fe, si yo pudiera”, agregó.

Y sobre Cabito sostuvo: “Estoy con él y no voy a soltarlo. Como intento en mi vida con muchas personas, ser un puente, un arroyo, una caricia, una palabra. Si yo pudiera ser la mano derecha de algún ángel andaría por el mundo susurrándoles a cada uno...la vida es un milagro”.