La música se silenció, el luto y el dolor se sintieron en el ambiente de la cultura correntina y el gran pesar colmó de mensajes las redes sociales, ayer cuando por la mañana se confirmó la peor noticia, el fallecimiento de Gabriel Bartolucci. 

En los últimos años fue designado a su cargo el auditorio Julián Zini del Banco de Corrientes, pero su perfil artístico y una extensa trayectoria musical, lo ubican como uno de los guitarristas y cantante solistas más excepcionales de estas tierras.

Conmoción en el mundo artístico por el fallecimiento del excantante del grupo Tupá, Gabriel Bartolucci

La carrea de Bartolucci inició en los escenarios de Corrientes en 1996. Completó su formación en Santiago de Chile donde se perfeccionó durante tres años, para luego regresar al país y ser seleccionado entre más de 10.000 participantes para ser parte del programa Cantando por Un Sueño de Marcelo Tinelli, en 2004. Su objetivo fue lograr que a Silvio, de 17 años (hijo de una amiga), puedan operarlo para quitarle un tumor y colocarle un chip en el oído. Pamela David era su coequiper.

A fines de 2009, recibió la invitación del grupo Tupá, banda que dejaba de ser Trío Laurel, a la que se unió cuando Alejandro Sanz se bajó del proyecto. Por casi una década integró el trío chamamecero junto a Aldy Balestra y el ya fallecido Carlos Escobar. En ese proyecto, recibió la distinción de Personalidad Destacada en el ámbito de la Cultura por la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Conmoción en el mundo artístico por el fallecimiento del excantante del grupo Tupá, Gabriel Bartolucci

Tras desvincularse de Tupá, Bartolucci retomó su proyecto solista y se lo vio en todos los escenarios de bares de la ciudad y los escenarios más importantes de la región. De sus presentaciones era imposible salir descontento, sus shows eran garantía de satisfacción.

Muchos recuerdan aún aquella hazaña, en 2019 junto a un grupo de músicos amigos, en pleno confinamiento a causa de la pandemia y en el marco de un miedo generalizado, subieron a un camión y recorrieron la ciudad regalando música en vivo. Una movida que además fue solidaria y recaudó alimentos que luego fueron donados a entidades sociales. Un músico inigualable, una persona excepcional.

Fuente: Diario Época