Wiñazki venía operando como un campeón contra los médicos cubanos que llegarían para asistir a la provincia de Buenos Aires y el intendente de San Isidro le paró el carro.

“¿Es cierto que el ministro de salud Gollán les dijo que iba a contactar a médicos cubanos?“, fue la pregunta de Wiñazki.

“Si, lo planteó. Explicó que no eran médicos terapistas. Cualquier agente médico sea médico generalistas si fuesen -porque el no tuvo tiempo para poder explicarlo- cualquier agente puede ayudar, va a ser para mejor, sean cubanos o de donde sea“, le respondió Gustavo Posse, clarisimo.

Fue en ese momento en que el periodista de TN le cortó la comunicación abruptamente.

Mirá el video

 

Salieri de Nik on Twitter