Trabajadores de la salud realizaron una conferencia de prensa en el Hospital Rivadavia para exigir al jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, medidas urgentes para fortalecer el sistema sanitario ante el vertiginoso aumento de casos que registra la ciudad de Buenos Aires en las últimas semanas. “Tenemos la misma cantidad de casos que había a mediados del año pasado y de diez personas que vienen a controlarse, siete presentan síntomas”, dijo a este medio Rodolfo Arrechea, coordinador nacional de Salud de ATE.

Este jueves, bajo la consigna "Así, sola, la salud no aguanta más", trabajadores de la salud nucleados en ATE, la CTA Autónoma Capital y representantes comunales de la Asamblea Permanente por la Salud en CABA advirtieron que es necesario tomar nuevas medidas para frenar el aumento de casos de coronavirus. “En las unidades febriles del Hospital Rivadavia atendíamos a 50, 60 personas por día, pero hace más de una semana que tenemos una fila 300 personas que da vuelta la cuadra y el 30 por ciento tiene síntomas”, detalló Arrechea.

Según el representante gremial, en la terapia intensiva del hospital “todas las camas estaban ocupadas hasta ayer” y hay más de 30 pacientes internados “que no son graves”. Ante el incremento en la demanda, Arrechea contó que las autoridades del Rivadavia decidieron “reabrir salas que vuelven a ser exclusivamente para pacientes con covid”.

“No estamos de acuerdo con las aperturas que se están haciendo y con las medidas que no son tan restrictivas. Cuando hay mayor circulación de personas, circula más el virus y aumentan los contagios. La población tiene que saber que esto todavía no se terminó”, advirtió Arrechea.

Además, los trabajadores denunciaron que “se trabaja en condiciones muy sobrecargadas” y que en el Hospital Rivadavia han fallecido “tres compañeros y hubo más de 200 contagios y personas aisladas por ser contacto estrecho”.

“Tenemos sueldos realmente bajísimos (el salario inicial ronda los 35 mil pesos), un 30 por ciento de los contratados de enfermería renunció por el nivel tan bajo de salarios, entonces tampoco tenemos enfermeros suficientes y todos miran para otro lado -lamentó Arrechea-. Es fácil pedir flexibilizar y hacer nuevas aperturas cuando todo recae sobre los trabajadores de la salud que apenas tuvimos 5 días de licencia que algunos ni siquiera se pudieron tomar”.

En el Hospital Rivadavia ya se inició la campaña de vacunación contra el coronavirus y, aseguraron, “la mayoría de los trabajadores ha dicho que quiere recibirla”. “Incluso vienen trabajadores de la Clínica Bazterrica y la Clínica del Sol a vacunarse acá”, detalló el coordinador nacional de Salud de ATE.

“Queremos que el Gobierno porteño cree un registro para que la vacuna pueda ser aplicada al resto de la población porque está demostrado que el virus de derrota solo con la vacunación -sostuvo Arrechea- Necesitamos que la vacuna se extienda a la población, sea del origen que sea, para poder trabajar mejor y se tienen que dar muestras claras de que se están tomando medidas para organizar la vacunación”.