Decidió meterse de lleno en el tema y dejar por un rato el escenario político y económico de lado. Eduardo Feinmann entristeció a millones de argentinos a través de su programa de Radio Rivadavia, «Alguien tiene que decirlo», donde se refirieron a la inminente salida de Carlos Tevez de Boca Juniors. En medio de un profundo dolor por parte de los xeneizes, dialogó con el periodista deportivo Augusto Cesar.

Uno de los integrantes de la Oral Deportiva que más sabe del tema, alertó a los hinchas y dejó muy en claro que el Apache está dispuesto a dar un paso al costado después de este nuevo ciclo en el club que finaliza inesperadamente en medio de la disputa de una nueva edición de la Copa Libertadores de América. «Los rendimientos de Tevez y su relación con el Consejo del Fútbol y Russo no son el mejor», señaló.

«En estas últimas horas se juntó con su familia y con su entorno y tomó una decisión. Pidió que se organice una conferencia de prensa previo a su viaje de Miami. Será a las 6 de la tarde, por ahora en la Bombonera, y hasta podría ser de manera virtual. Todo indica que si Tevez llama a una conferencia de prensa es para anunciar que se va de Boca», señaló Augusto Cesar sin tapujos.

Ante la sorpresa del propio Eduardo Feinmann que lo escuchaba con mucha atención, volvió a ratificar lo que sería una determinación tajante. «Da la sensación de que Tevez va a anunciar que se va, mientras que otros dicen que va a comentar qué es lo que está pensando. Yo creo que sería estirar una situación que tiene decidida», sentenció en medio de la consternación de los hinchas de Boca.

En este contexto, pero siempre más polémico y punzante, Diego Brancatelli se refirió en sus redes sociales a esta salida, pero apuntando a una posible unión con Mauricio Macri para ingresar al mundo de la política. «¿#Tevez se vuelca a la política? ¿Se va con su socio Mauricio? ¿Boca o Partidaria? Preguntas que tendrán respuesta en un tiempo no muy lejano. Anoten», disparó.

«Para anunciar que se va»: Eduardo Feinmann frente a la noticia que entristece a millones de argentinos