Marina Calabró hizo una gran apuesta al renunciar a su espacio como panelista de "Intrusos" durante años para buscar nuevos rumbos. Primero, pasó a El Trece y, a principios de este año, se le dio la oportunidad de conducir en Canal Nueve, pero duró poco.

Marina Calabró arrancó este año con la conducción de "Confrontados", el ciclo que anteriormente dirigían Rodrigo Lussich y Carla Conte. Sin embargo, esta semana trascendió que el programa será levantado.

Si bien tiene niveles aceptables de audiencia y, a nivel económico, le resulta beneficioso al canal, el ciclo de espectáculos que conduce Marina Calabró por El Nueve terminará a fin de año.

La columnista de "Lanata sin filtro" se mostró muy dolida por el fin del ciclo del programa de espectáculos, pero anticipó que ya tiene algunos planes para el verano. En diálogo con News Digitales, Marina confesó: 

Tengo una sensación de injusticia. Éramos los números del canal a la tarde en audiencia y facturación.

Más allá de la tristeza actual, Marina Calabró consideró que su experiencia al frente de "Confrontados" no deja de ser maravillosa para ella. "Esto aún es muy reciente y estoy asimilando la situación, pero el balance es positivo", comentó. 

La periodista de espectáculos también anticipó que tiene planes para cuando termine "Confrontados" y no son laborales, sino familiares, en vistas de que en la cuarentena estuvo un buen tiempo sin ver a su hija. Sobre eso, indicó:

Decidí tomarme unas vacaciones con mi hija Mía y Martín (su pareja) las dos primeras semanas de enero. Después veremos qué hacer.

Fuente: Minuto Neuquén